jueves, 25 de agosto de 2016

CRÍTICA TEATRAL DE LA OBRA "CHICOS MALOS" Por Noe Ragaglia




Que es ser un Chico Malo?

Un estereotipo del hombre que se debería ser, el artista conflictuado, el macho ponedor, el carilindo, una parodia de absurdos, que cada tanto nos escupe verdades…  No dicen mucho, dicen todo, alternan  la incoherencia y una profundidad de letras que nos dejan pensando, van y vienen  de forma azarosa, entre los planteos filosóficos y el humor del sin sentido.

Cuerpos sobre expuestos, seres humanos que se transforman en carne, sátira de los tiempos que vivimos, un show, una performance, una obra teatral sin estructura formal, sin nudo, sin conflicto explícito, sin desenlace, porque nada termina de suceder, solo este puñado de estereotipos que nos deleitan los ojos.

Estética, bizarra, mucho cuerpo, mucha piel, algún desnudo justificado por lo extremo de la propuesta escénica, la cosificación del hombre en los tiempos que vivimos, sátira de seducción y sobreexposición. 

Extrema obra de Gabriel Ávila, show que arroja verdades y momentos de gran fuerza visual, no apto para menores de edad y para mentes cortas que no entiendan más allá de lo dicho, porque Chicos Malos, sin la ironía, sin el sin sentido sin su doble sentido, y el absurdo  dejaría de existir, porque es una obra performática que se entiende con los sentidos, más que con la razón.  

Una Obra para sentirla… no para pensarla, para dejarse llevar por la risa de a ratos, por los cuerpos que bailan, por el tono de la voz, por lo visual.



Chicos Malos es un puñado de verdades desordenadas frente a nuestros ojos, y uno piensa en cual de esos estereotipos caemos nosotros mismos a diario... por cual de esos estereotipos nos dejamos seducir sin darnos cuenta. Y al verlos ahí, frente a nosotros nos damos cuenta, entre risas de la triste realidad que nos rodea, pose, pose, pose...

Ficha Técnica:

Autor y director: Gabriel Gavila.
Productores ideame: Familia Hahn.
Fotografía: Leandro Rodríguez PH.
Make up: Melina Acuña.
Vestuario: Ana Mastroberti.
Diseño lumínico: Lucas Ontivero.
Comunicación audiovisual: Emmanuel Martínez.
Coach físico y coreográfico: Alexis Losada.
Stage manager y selección musical: Joaco Balverde.
Asistencia de dirección: Martin Polo.
Prensa & Difusión: Hola! Prensa & Difusión.
Crítica: Noe Ragaglia



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada